baconator1.jpg

Que pueden hacer los restaurantes de comida rápida para pasar de ser los villanos causantes de la obesidad infantil a los héroes que van a solucionar el problema?

Existen 5 soluciones:

Evitar las porciones gigantes: No utilizar ofertas para agrandar el tamaño de las porciones.

Agregar más opciones sanas: “Si se encuentran solo una o dos opciones sin tanta azúcar y grasa mientras todo el resto del menú está lleno de comidas altas en calorí­as la gente va a decidirse por la comida chatarra” Así­ lo dicen las investigaciones sobre las claves de los hábitos alimenticios.

Un yogur descremado con frutas junto al océano de papas fritas y anillos de cebollas se va a ver un poco extraño y la gente lo va a ignorar.

Hacer las comidas para niños nutritivas: Si pides una Cajita Feliz automáticamente recibirí­as una hamburguesita pero con leche descremada y una manzana. Si el papá quiere pedirle unas papas fritas debe pedirlas

Enfatizar las bebidas sin calorías

Hacer buena publicidad para las opciones sanas: Usar nombres apetitosos como “merengada de triple chocolate fudge” en vez de “leche achocolatada baja en calorías”

Dr Salomon Jakubowicz

Ni Una Dieta Más www.niunadietamas.com